Talento y Organización
Equipos de Alto Rendimiento

Trabajar en una empresa es trabajar en equipo. Pero, ¿cómo se puede conseguir que el grupo sea homogéneo, complementario y que se oriente a la solución de problemas?.
Un equipo de alto rendimiento es aquel que consigue cumplir con los objetivos del negocio logrando altos niveles de cumplimiento de las metas, con una elevada satisfacción y motivación de sus integrantes.
Lograr equipos cohesionados, integrados, motivados y productivos es una de las principales prioridades que las empresas tienen en este momento para conseguir el éxito.

Sin embargo, en muchas ocasiones los equipos no funcionan con el nivel de eficacia deseado: no tienen definidos ni conocen sus objetivos, no saben lo que se espera de ellos, existen conflictos y rivalidades entre sus miembros, tienen poca experiencia y no asumen su rol, no se cumplen los objetivos y su rendimiento y resultados son bajos.

Estas situaciones tienen como consecuencia una baja productividad en la organización, conflictos que derivan en malas relaciones interpersonales, desmotivación e insatisfacción de las personas.

Las cualidades que suelen tener los componentes de los equipos más eficaces son:

  • Un propósito claro. Todos los miembros del grupo deben saber exactamente cuál es el objetivo a alcanzar. Así sabrán cómo pueden contribuir al logro y focalizar su energía y esfuerzo.
  • Comunicación abierta. Un intercambio ágil de la información permite asegurar que se tomarán la decisiones correctas y que cada persona sabrá qué debe hacer, cuándo, cómo y por qué.
  • Voluntad de aprender de los demás. Cada proyecto es único. Por eso, para alcanzar la excelencia, los integrantes de un grupo deben ser receptivos a las propuestas de otros y buscar nuevas formas de hacer las cosas.
  • Participación. Para que los profesionales implicados en una iniciativa se sientan parte de ella tienen que trabajar de forma activa. Además de realizar tareas específicas, también deben tomar parte en discusiones y en la toma de decisiones.
  • Solución de problemas. Es esencial que el grupo se centre en buscar soluciones no culpables. Esto genera un ambiente de confianza y motivación entre los compañeros.
  • Búsqueda de la excelencia. No sólo en aspectos técnicos, también en lo referente a las relaciones entre sus integrantes y con personas de otros departamentos, clientes y proveedores.
  • Celebración de los logros. Festejar los éxitos alcanzados tiene un efecto dinamizador en los equipos. Consigue que cada persona se sienta satisfecha y partícipe de un proyecto común.
  • Multidisciplinar. La colaboración con otras áreas de la empresa favorece el diseño de propuestas innovadoras que permiten diferenciarse de la competencia.
  • Romper moldes. No hay que tener miedo a cambiar los paradigmas. Si una tarea se ejecuta siempre de la misma manera y se quiere buscar formas más efectivas de llevarla a cabo, la capacidad innovadora y creativa de los empleados es la herramienta más potente.
  • Compromiso. El alto rendimiento y la máxima competencia sólo se alcanza con el compromiso individual y la confianza entre colegas.

Nuestros Expertos

Nuestros Expertos

Jaime Alonso Gomez

Miembro del Consejo Consultivo

Ph. D. en Ciencia Administrativa y Economía Aplicada, en The Wharton School, University of Pennsylvania, USA. Fue consultor para empresas y/o instituciones públicas y privadas en Asia, América y Europa. Ha sido Profesor Distinguido Visitante para las Escuelas de Negocios de Universidades tales como: MIT, Harvard, California, Texas.

Jose Luis Gorritti Delgado

Director de Consultoria

MBA, Perú, con estudios de Postgrado en España y Japón. Ha sido consultor internacional en Planificación Estratégica y Balanced Scorecard, en importantes empresas multinacionales.

Guillermo Dueñas Villaseñor

Consultor Senior Asociado

Ph.D. en Ciencias de Sistemas en  The Wharton School, University of Pennsylvania, Estados Unidos. Fue asesor en Europa de compañías como Shell, Philips, KPMG y AT&T.

Noticias

Noticias

Aunque los directivos de las compañías confíen en tener las herramientas para adoptar un nuevo modelo de trabajo, la realidad es que todavía necesitan desarrollar habilidades en sus colaboradores.

La gestión del Capital Humano está frente a un gran reto: transformar sus estrategias para impulsar las habilidades y productividad del principal activo: las personas.

Los responsables del departamento de recursos humanos cada vez están más interesados en el bienestar de los colaboradores.

Impacto y Experiencia

Integramos nuestro know-how en la gestión de la estrategia. Esta especialización, orienta nuestras prácticas en el diseño de estrategias innovadoras y aseguramiento de su ejecución.

Casos de Éxito

A través de nuestras soluciones únicas, ayudamos al éxito de nuestros clientes. Los casos demuestran nuestros retos y logros conjuntos obtenidos.

Educación Ejecutiva

Fortalecemos el talento humano, con programas prácticos y alineados a su estrategia

Nuestro equipo de trabajo

Contamos con un equipo experto y altamente comprometido con nuestros clientes

Solicitar Demo Guiada

Visita nuestra pagina e infórmate de los beneficios de Eficientis
blog navegar

Blog

Infórmate visitando nuestro blog

Contáctanos

Y conozca más sobre cómo nuestras soluciones

Síguenos en: